Designed by VeeThemes.com | Rediseñando x Gestquest

Por el corazón de la vía Francigena 72 (2014). La calle Tornabuoni.

 


La calle de tiendas más lujosas se llama Tornabuoni. Los Tornabuoni también eran una rica y prestigiosa familia florentina con capilla propia en suntuosa iglesia. Estarían orgullosos de la calle que les han dedicado, no muy larga pero enormemente suculenta. La sucesión de palacios alberga a Roberto Cavalli, Bulgari o a Salvatore Ferragamo, que ha montado su museo en la sede del palacio Spini-Ferroni, ya casi cerca del río. Cualquier mujer enloquecería con estas tiendas, que a nosotros nos entusiasman.



En la iglesia de San Gaetano y San Michele suena en su interior barroco un concierto. Junto a la iglesia de la Trinidad, el palacio Tornabuoni, reconvertido en hotel de lujo. Fue residencia de Alejandro de Medici, quien fue elegido papa, León XI. Los Medici y los Tornabuoni emparentaron para unir sus fuerzas.

En la plaza, la columna de la Justicia. La Iglesia de la Santísima Trinidad es otra de esas joyas que habrá que aplazar para una futura ocasión. Frescos de Lorenzo Mónaco y Ghirlandaio.

Se especula con la posibilidad de que Lisa Gherardini del Giocondo, la Mona Lisa, pudiera estar enterrada junto a su marido, rico mercader florentino, y su hijo en la capilla de los Mártires. El misterio sobre la modelo de Leonardo y su último destino se debate entre la iglesia de Santa Orsola, en la Toscana, y esta basílica a la que pudieron ser trasladados los restos al reestructurar aquella. La Gioconda seguirá siendo fuente de inspiración. Los españoles podemos gozar de la otra Gioconda, la del Prado, realizada simultáneamente a la primera por pintores españoles del taller de Leonardo.

0 comentarios:

Publicar un comentario