Designed by VeeThemes.com | Rediseñando x Gestquest

La Palma (2005). El mar se dejó seducir por los barrancos 30. Tenderete con Son Montuno I.



A Los Braseros se accede dirección el Astrofísico de los Muchachos. Allí nos dirigimos desde el Santuario, donde hemos comido. Había demasiada gente para montar el tenderete.

Desde el primer momento nos cautivan las vistas sobre Santa Cruz. Beby y Tony pasean agarrados de la cintura por la plataforma que sirve como mirador natural. El adorno son las plataneras y alguna palmera. La pendiente va a parar al mar arrastrando las arrugas que en su rostro trazan los barrancos profundos, una debilidad para mi vista.


El tenderete corre a cargo de Son Montuno, con la colaboración de Luís y Pancho. Luís es el perpetuo afinador del cuatro, al que se le ha roto una cuerda antes de empezar la serenata. Parece serio. Con las copas se relajará, se ambientará y mostrará una voz sensible. Pancho es el perfecto caballero. Se ha preocupado por la organización de la comida en la Parrilla de las Nieves. Exhibe una envidiable voz de bajo, hermosa pero tímida. Su instrumento es como un colorido excusado prolongado en un mástil con una cuerda. La inscripción “Sonora Chicharrera” es el distintivo de su grupo. Visto así, nadie diría que es el presidente de un importante órgano administrativo.

El sol intenso obliga a resguardarse bajo la parra. Las uvas son aun timidez verde. Entre los finos tallos que forman una ligera cortina se filtran el mar y el paisaje.


0 comentarios:

Publicar un comentario