Designed by VeeThemes.com | Rediseñando x Gestquest

Uzbekistán 47. Unos datos históricos sobre Jorezm y Jiva.



A finales del siglo XI, Jorezm o Corasmia era un territorio dominado por los selyúcidas pero en continua agitación, lo que fue aprovechado por Qutb al-Din Muhammad para convertirse en el primer sha de la región con título hereditario. En 1097 fue nombrado gobernador por el comandante del sultán al haber sido asesinado el anterior en una revuelta. Uno de los hijos de aquellos que se habían alzado en armas para gobernar al margen de los selyúcidas amenazaba nuevamente la región. Qutb se mantuvo fiel a Saljan, que gobernaba Jorasán.
Le sucedió su hijo Alá al-Din Atziz (1128-1156), que acabó gobernando de forma autónoma. Con el tiempo, las lealtades se convirtieron en enemistades y entre 1138-1139 luchó contra sus antiguos señores. Habrá que esperar a 1190 para que los jorezmianos, bajo la dirección de Alá al-Din Tekish terminaran con la soberanía de los selyúcidas de Persia.

A principios del siglo XIII demostrarán su fuerza venciendo a los Kara Jitai mongoles (1210) y arrasando Samarcanda en 1212. Pero las alegrías les duraron poco porque en 1220 fueron conquistados por las huestes de Gengis Kan. La capital se localizaba en Kuna Urgench, actualmente en Turkmenistán, que fue destruida por aquél. El cambio del curso del río Amur Darya causó su abandono hacia 1700 y la construcción de la nueva Urgench, que atravesamos rumbo a Jiva.
Tras Gengis Kan los jorezmianos se dedicaron al noble oficio de mercenarios.
En la década de 1370 Tamerlán atacó Jorezm, que la rindió su gobernante Yusef Sufí, y en 1372 ocupó la zona y casó a su hijo Yahangir con una princesa local. Sin embargo, continuaron los alzamientos y en 1376 los jorezmianos atacaron Bujara. La reacción fue fulminante: Tamerlán asoló el país y redujo a cenizas Kuna Urgench.
El periodo timurí fue de relativa calma. A la caída de esta dinastía llegaron los uzbekos. En 1512 se fundó el kanato de Jiva por un descendiente de los shaibánidas. Su mejor protección fueron el desierto de Kara Kun y las arenas rojas de Kizil Kum, que esa era su traducción. Ese janato mantuvo una constante pugna con Bujara.

Aquella línea secundaria de los shaibánidas se mantuvo en el poder hasta 1727. El siglo XVIII fue de guerras y crisis. El rey persa Nadir Sha conquistó Jiva y Bujara entre 1737 y 1742. Ambas ciudades quedaron prácticamente deshabitadas. Le siguieron luchas entre turcomanos y uzbekos que se prolongaron hasta 1770. Los príncipes uzbekos de Qungrat incorporaron a los tucumanos, que llegaron a ser una cuarta parte de la población del janato. Se dedicaron principalmente a la caza de esclavos en el norte de Persia, que eran vendidos en Jiva, el mayor mercado de Asia central. En la ciudad llegaron a trabajar 40.000 esclavos. Los turcomanos se encargaron de escoltar y de proporcionar servicios a las caravanas. Con ello, se incrementó el comercio con Rusia.
En 1873, la ciudad fue conquistada con escasa resistencia por los rusos.

0 comentarios:

Publicar un comentario